Con la finalidad de mejorar su experiencia de navegación esta web contiene cookies. OK Más información

Encuentra tu

vehículo de ocasión

con garantía de volvo selecktbusca tu volvo
BUSCADOR DE VEHÍCULOS DE OCASIÓN

GLP (Gas Licuado del Petróleo)

Volvo GLP

El GLP es una mezcla de hidrocarburos en su mayor parte Butano, Propano y Metano almacenado en estado líquido a una presión de entre 8 y 10 bares.

El GLP, se transporta, se reposta, se almacena en el coche en estado líquido y solo pasa a gas para ser consumido por el motor.

En España existen más de 350  puntos de suministro de GLP, y un fuerte compromiso por parte de las petroleras por aumentar a 1000 puntos para el 2015.

El precio del GLP es casi un 50% más barato que la gasolina.

Esto es así  por dos motivos: primero porque el precio del combustible antes de impuestos es menor y en segundo lugar porque su carga impositiva también es menor. Esto será así, por lo menos hasta el 2018.

Para entender mejor las cargas impositivas de los carburantes en España diremos que la gasolina y el gasóleo se gravan con tres impuestos: el IEH, el Impuesto Especial sobre los Hidrocarburos, el IVMDH, el Impuesto sobre Ventas Minoristas de Determinados Hidrocarburos y el IVA.

Actualmente el GLP solo se grava con el IVA y con un IEH muy bajo. Si como hemos dicho, el precio del GLP es más barato antes de impuestos y aunque en el 2018 el  impuesto  que le  grava (IEH) puedan subir, es previsible que siga estando por debajo de la gasolina y del propio gasóleo.

Siendo el coste más bajo, el consumo del vehículo utilizando GLP es de aproximadamente entre un 10 % y un 15%  más que utilizando gasolina.
Es por ello, y al menos hasta el 2018, con un vehículo adaptado a Gas GLP obtendremos un ahorro de entre un 35-45% en el coste por Kilómetro.

Otros beneficios importantes

Ventajas medioambientales

Un vehículo diesel emite la misma cantidad de NOx que 20 vehículos de GLP, y las emisiones de partículas de los vehículos movidos por GLP en un ciclo urbano no alcanzan siquiera valores medibles. Un vehículo movido por autogás genera un 14 % y un 10 % menos de emisiones de CO2 respectivamente que sus equivalentes de gasolina y diesel. Estas bajas emisiones de CO2 ayudan al cumplimiento del Protocolo de Kyoto en el periodo 2008-2020.

Para el resto de vehículos a gasolina, siempre que el vehículo sea posterior al año 2000, o que cumpla la normativa Euro 3, puede ser adaptado para el uso de Gas GLP como carburante.

Kit de transformación

La transformación de un vehículo de gasolina a vehículo bifuel con GLP, es una operación no agresiva, es decir, es un circuito independiente y separado al circuito de gasolina.
El Kit de trasformación consta de un depósito GLP,  tuberías, válvulas, electroválvulas, una centralita de gestión, inyectores y diferentes elementos para transformar el líquido almacenado en el depósito a gas para producir la combustión. Un interruptor instalado en el interior, pasa la conducción de gas a gasolina, así como nos informa del nivel de combustible.
El GLP se almacena en el depósito de la gasolinera en fase liquida, es decir, al repostar nuestro vehículo, introducimos el GLP de igual forma en fase liquida al depósito. Una válvula de seguridad comandada electrónicamente por la unidad de mando, abre o cierra el suministro al motor.

El GLP llega al motor en fase liquida y a  la misma presión a la que se encuentra en el depósito, allí un elemento llamado reductor pasa el GLP de la fase liquida a la fase gaseosa bajando su presión,  así en fase gaseosa,  llega a los inyectores, inyectores que están  gobernados por la unidad de mando que gestiona la cantidad de gas a suministrar al motor en función de las necesidades, revoluciones de motor, posición acelerador, etc.

El coste del la transformación va en función del número de cilindros y de la potencia del vehículo, entre 1750 € y 2250 €, coste que se amortiza aproximadamente realizando los primeros 30000 km.

Seguridad en conducción

Un  tema que preocupa es la seguridad,  se han realizado pruebas de choque, que consistían en impactos de un turismo a 60 Km./h, con un 70 % de inclinación, colisionando contra otro vehículo estacionado con depósito de Gas GLP. Así se recreó un accidente tipo por colisión trasera. La prueba demostró que el depósito de Gas y su circuito no resultaron afectados por las cargas de choque.

Otra prueba que se ha realizado es la prueba de incendio, en esta prueba se colocaron varias bandejas de gasolina que se incendiaron debajo del depósito de gas. La prueba revelo que produciéndose un  incendio debajo del depósito del GLP, la válvula de seguridad de presión se abre cuando las llamas envuelven al vehículo por completo y la salida controlada del gas lo dirige hacia el suelo no implicando riesgo.

La prueba desvelo que el uso de Gas GLP no implica riesgo para los pasajeros del vehículo ni para posibles rescatadores. El sistema de Auto gas tiene un alto nivel de seguridad en caso de colisión o incluso incendio.

Dónde repostar

En la siguiente página web tienes toda la información sobre las gasolineras disponibles para repostar en España.

http://www.aoglp.com/index.php?option=com_wrapper&view=wrapper&Itemid=100

Compártelo en las redes sociales