Con la finalidad de mejorar su experiencia de navegación esta web contiene cookies. OK Más información

BUSCADOR DE VEHÍCULOS DE OCASIÓN

La identificación de vehículos se renueva con la matrícula digital

20 julio 2018
La identificación de vehículos se renueva con la matrícula digital - Vypsa

A mediados de año presenciamos la llegada de la última revolución tecnológica en el mundo del motor: la matrícula digital. La identificación de vehículos se transforma para ofrecer a sus usuarios nuevas posibilidades a través de un elemento al que, hasta ahora, probablemente no habían prestado mucha atención. Al menos en España, donde no es posible su personalización como en otros países.

Precisamente, el lugar escogido para comenzar a testarlas se encuentra en el país en el con mayor facilidad reconocemos esa costumbre de adaptarlas al gusto de cada uno: Estados Unidos. California se convirtió el pasado mes de mayo en el primer estado del mundo en usar matrículas digitales. Un ensayo que, concretamente, comenzó a desarrollarse en la ciudad de Sacramento, la capital del estado.

La idea de la matrícula digital se sustenta en un dispositivo de tinta electrónica que permite mostrar mensajes personalizados y está conectado permanentemente a Internet. La tecnología utilizada se asemeja a la de los libros electrónicos e incorpora, además, un chip para disponer en todo momento de datos móviles mediante conexión inalámbrica. Asimismo, cada una dispone de batería propia recargable automáticamente.

Gracias a la tecnología incorporada, el nuevo formato digital de matrículas está demostrando poseer ciertas ventajas diferenciales respecto al utilizado tradicionalmente: aunque se debaten cuestiones en cuanto a la privacidad, es posible integrar en ellas componentes de geolocalización, lo que supone un importante avance desde el punto de vista de los robos. También, al estar permanentemente conectadas a Internet, se encuentran recogiendo datos útiles para la construcción de estructuras de información relativas a tráfico, rutinas diarias o viajes del usuario. Mediante esta conexión a Internet, además, podrá dar de alta virtualmente su vehículo en los registros pertinentes. En cuanto a la personalización de mensajes, aunque sólo podrá ser utilizada mientras el vehículo esté detenido –en marcha únicamente se visualizará el número de matrícula correspondiente-, se abre la puerta a la introducción de piezas publicitarias.

Ante todas estas diferencias entre esta versión moderna de la matrícula y la tradicional, es más que probable que surja la duda de cuál es la diferencia de precio entre ambas. Actualmente, la empresa que las fabrica y distribuye se encuentra comercializándolas por unos 700 dólares. A esto, el usuario debe sumar los costes de conexión a internet y del dispositivo de geolocalización si está interesado en integrarlo.

Respecto al factor estético, las diferencias son muy reducidas en comparación con la versión tradicional tanto en tamaño como en formato.

De momento, las pruebas posibilitarán el uso de más de 170.000 matrículas en California, siendo el próximo paso previsto ir ampliando las pruebas piloto californianas a todos los estados americanos. Tras esto, la empresa fabricante deberá reportar los resultados de estos testeos a la Administración.

Conociendo estos planes de desarrollo e implantación en el mercado, otra duda nos asalta inevitablemente: ¿cuándo veremos la matrícula digital en España? Seguro que no será en una fecha muy lejana…

Imagen: The Sacramento Bee

Compártelo en las redes sociales